Trece personas fallecieron por aludes en el pirineo la pasada campaña, «una de las más trágicas»

El nivólogo de A Lurte Jon Apodaca ha asegurado que «no tener nieve (en el puente de la Constitución) es una situación normal» y ha lamentado que Astún, Candanchú, Formigal y Panticosa permanezcan cerradas, pero ha aclarado que «otros años hubo un apertura precoz», gracias a unas condiciones meteorológicas más beneficiosas para la práctica del esquí en el Pirineo.

Según las previsiones, «por el momento, la situación no es favorable para hacer nieve debido a la humedad y las altas temperaturas», según el especialista. «Si nevase, habría más riesgo por caídas que por aludes», aunque «por ahora, no se espera una bajada de las temperaturas». De hecho, el riesgo actual es de 1 (en la escala de 1 a 5).

La situación contrasta con la pasada campaña, «una de las más trágicas de los últimos años», al registrar 13 fallecidos por aludes entre España, Francia y Andorra, en 9 accidentes. Como novedad, entre los muertos, «hubo muchos montañeros experimentados y no tanto inconscientes que acuden sin el material necesario».

Para prevenir los accidentes, A Lurte mantiene sus boletines de peligro de aludes, que se emitirán a razón de tres por semana: lunes, miércoles y viernes, a partir de las 16 horas. El boletín ofrece información local sobre el valle del Aragón y cuenta con un millar de suscriptores. En general, el público tiene una buena valoración de los boletines.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.