Las empresas públicas perdieron 98 millones y debían 401 en el 2013

Expo Zaragoza Empresarial se dejó 22,6 millones; Plaza, 33,2; Suelo y Vivienda, 18,7 y Motorland, 7,4. La participación en Zaragoza Alta Velocidad vale . 0 euros y Walqa incurre «en causa de disolución»

Las empresas públicas de la comunidad autónoma perdieron 98 millones de euros en el ejercicio del 2013 y acumulaban unas deudas con entidades bancarias de 401 millones. De las sociedades dependientes del Ejecutivo autonómico solo tres obtuvieron resultados positivos; el resto arrojaron números rojos. Especialmente las del sector inmobiliario: Expo Zaragoza Empresarial se dejó 22,6 millones; Plaza, 33,2; Suelo y Vivienda, 18,7 y la Ciudad del Motor, 7,4.

La Cámara de Cuentas publicó ayer un nuevo informe de los ejercicios del 2012 y 2013, este centrado en el sector público empresarial, incluida la Corporación Aragonesa de Radio y Televisión (CARTV). Los resultados negativos de Plaza, Expo Zaragoza Empresarial y Suelo y Vivienda de Aragón provienen, dice la auditoría, «de pérdidas por deterioro de sus activos inmobiliarios propiciado por la crisis del sector –inmobiliario–, elevados gastos financieros y dificultades de realización de existencias». En el caso de la Ciudad del Motor se debe a que los ingresos por la venta de entradas, alquileres y subvenciones no han sido suficientes para cubrir los gastos de organización del mundial de MotoGP.

REDUCCIÓN

Los activos de la corporación empresarial se han reducido en 64 millones entre el 2012 y el 2013. Se debe, indica el informe, al deterioro del valor de los activos inmobiliarios. Representa el 6% del valor de la sociedad matriz. El 80% del inmovilizado material está constituido por bienes inmuebles, sobre todo terrenos y construcciones. En el caso de la Ciudad del Motor, dice la cámara, la compra y construcción de las instalaciones se ha hecho con cargo al Fondo de Inversiones de Teruel (FITE) por 57,30 millones.

A las pérdidas que se acumulan año tras año hay que sumar el elevado endeudamiento con entidades de crédito que a 31 de diciembre del 2013 ascendía a 401 millones. Señala la Cámara de Cuentas que, de acuerdo con los planes de saneamiento aprobados, y para asegurar la viabilidad de las empresas sujetas a los mismos –todas las que tienen pérdidas–, durante los ejercicios del 2014 al 2017 «deberá realizarse en estas sociedades unos desembolsos de 182 millones».

Los socios tendrán que poner 66,6 millones de euros. Solo en la Ciudad del Motor 38 millones; 16 en Plhus y 7,5 en Expo Zaragoza Empresarial. En Plaza deberán contraer un préstamo participado de 62,7 millones. La DGA estará obligada a conceder 21,8 millones en subvenciones de explotación a Motorland.

La Cámara de Cuentas señala tres sociedades que atraviesan «problemas de liquidez y su continuidad dependerá del apoyo de los accionistas». Entre ellas Aramón, que en el 2013 refinanció su deuda por 71 millones. Los accionistas «tienen el compromiso de mantener el porcentaje de participación, así como de realizar ampliaciones de capital durante la duración del préstamo sindicato –hasta el 2025». En situación semejante se encuentra Zaragoza Alta Velocidad (ZAV), que suscribió en el 2013 un crédito de 360 millones en dos tramos. La Cámara de Cuentas dice que el valor de las participaciones es de 0 euros. Los socios tendrán que aportar 67,5 millones hasta el 2018. La tercera sociedad en dificultades es Platea. El informe coloca a Walqa y al Centro Europeo de Empresas de Aragón en situación de «desequilibrio patrimonial», tanto que «incurren en causa de disolución, salvo que se tomen los acuerdos para restituir el equilibrio».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.