El presidente de aragón se compromete a tener en cuenta las conclusiones de la mesa de la montaña

ADN

El presidente de Aragón se compromete a tener en cuenta las conclusiones de la Mesa de la Montaña

El presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, se comprometió hoy a tener en cuenta las conclusiones de la Mesa de debate de la Montaña, recogidas en varios documentos y que los integrantes de la Mesa le entregaron en un acto oficial celebrado en la Sala de Columnas del Edificio Pignatelli, sede del Gobierno aragonés.

«Daré instrucciones, a través del Departamento de Política Territorial, Justicia e Interior, para que las conclusiones a las que habéis llegado se tengan en cuenta», dijo Iglesias a los miembros de la Mesa, acto en el que estuvo acompañado por consejero de Política Territorial de Aragón, Rogelio Silva, y el director general de Participación Ciudadana y coordinador de la mesa, Ignacio Celaya.

Iglesias aseguró que el trabajo de la mesa «va a ser extraordinariamente útil» y opinó que la política relativa a los territorios de montaña «no debería ser coyuntural de un gobierno». Asimismo, manifestó que hubiera deseado que «la mesa hubiera podido terminar con todo el mundo» por ser éste un tema «tan sensible».

No obstante, y después de que los representantes de la Plataforma en Defensa de las Montañas la abandonaran, aseguró que «gran parte de las ideas y propuestas de los que se han ido también están» en las conclusiones «y las vamos a tener en cuenta».

La Mesa de la Montaña se constituyó hoy hace un año y está compuesta por representantes del Gobierno de Aragón, de la Asociación de Entidades Locales del Pirineo Aragonés (ADELPA), empresarios, la Federación Aragonesa de Montaña (FAM), el Instituto Pirenaico de Ecología (IPE), la Federación Aragonesa de Municipios, Comarcas y Provincias (FAMCP) y organizaciones agrarias.

El presidente aragonés felicitó a sus componentes por un año de trabajo «intenso» representando «a todos los que viven en la montaña», gracias a una «novedosa» fórmula de participación, como ha sido la creación de la mesa.

EQUILIBRIO

Iglesias manifestó que es necesario un equilibrio entre «el mantenimiento vivo de los pueblos» de la montaña y «del medio natural», un espacio donde, en Aragón, «no vive mucha gente», pero que es «extraordinariamente importante para el resto del territorio».

Según comentó, las zonas de montaña presentan «más dificultades para vivir» por la lejanía de servicios como los hospitales o los aeropuertos y recordó que algunas localidades de Aragón están a tres horas de un hospital, así como por la falta de implantación de la industria.

Esto ha hecho que sus habitantes se hayan ido a vivir a zonas «más fáciles», siendo la montaña como un plano inclinado «donde la gente se ha tendido a resbalar».

Por otra parte, continuó Iglesias, hay una tendencia «a que haya una gran protección sobre la montaña porque se le tiene gran aprecio» y es un lugar donde los ciudadanos «quieren ir» por motivos de ocio, a pasar los fines de semana y las vacaciones y «les molesta si se hacen algunas cosas mal», algo que consideró positivo.

El presidente aragonés agregó que todo esto lleva a la necesidad de «hacer compatible» en las comarcas de montaña «un alto nivel de protección ambiental» con la posibilidad de que quienes viven allí «tengan algo de qué vivir».

En este sentido, mencionó las posibilidades de empleo que generan las estaciones de esquí, de las que indicó que Aragón posee cinco de las 45 con que cuenta el Pirineo en su conjunto, más las dos que están en las sierras turolenses y «no queremos hacer más».

No obstante, apuntó, «las que hay, deben ser competitivas, estar bien hechas y que no se haga ninguna barbaridad». También apostó por «apoyar» a la agricultura y ganadería de montaña, que ha contribuido a mantener el territorio y que, ahora, «sin apoyo, esas actividades no se podrían mantener».

Por todo esto, deseó que los acuerdos alcanzados en la Mesa supongan un «éxito» para que los jóvenes que ahora viven en las comarcas de montaña, y «tienen vocación de quedarse», lo puedan hacer.


PIRINEO DIGITAL

La Mesa de la Montaña ha entregado sus conclusiones al Gobierno de Aragón

La Mesa de la Montaña ha entregado al Gobierno de Aragón las conclusiones a las que ha llegado el foro después de un año de debate y reflexión sobre la manera de hacer compatible en las zonas de montaña el desarrollo y la dignidad que reclama el territorio, con la intención de que esas conclusiones marquen las directrices a seguir por la futura Ley de las Montañas de Aragón. Tras recibirlas, el presidente aragonés, Marcelino Iglesias, aseguró su intención de dar instrucciones de manera inmediata al Gobierno de Aragón para que, “sean tenidas en cuenta”. La documentación también se hizo llegar a las Cortes de Aragón, a su presidente, Francisco Pina, y a los portavoces de los grupos parlamentarios.

Iglesias felicitó a los miembros de la Mesa por un trabajo que según sus propias palabras, “va a ser muy útil”. Y recordó que, “la gente de la montaña quiere que haya un equilibrio entre el mantenimiento vivo de nuestros pueblos y de nuestro patrimonio”, y eso es lo que buscan compatibilizar las conclusiones de la Mesa.

Un foro en el que han participado diferentes colectivos sociales, relacionados con el territorio analizado, pero del que se apeó, en la recta final además, los ecologistas, la Plataforma en Defensa de las Montañas de Aragón y los científicos del Instituto Pirenaico de Ecología (IPE).

Sobre ello, Iglesias lamentó su marcha, refiriéndose a la Plataforma únicamente, si bien señaló que, “gran parte de sus ideas están recogidas en toda esta documentación y también las vamos a tener en cuenta”. Además, el presidente aragonés recordó que, “en la actualidad cinco estaciones de esquí y otras dos en Teruel”, y ha asegurado que “no hemos planteado más estaciones, pero tienen que ser competitivas, que la gente de la montaña tenga sitios donde trabajar”.

Por su parte, los integrantes de la Mesa han propuesto al presidente que, a parte del trabajo que realice las Cortes para incorporar a la legislación vigente los criterios que propone el foro, haga suyas todas las medidas que recogen los documentos consensuados. Un compromiso que el presidente ha asumido públicamente durante el acto de entrega celebrado en el Pignatelli.

El dossier entregado está integrado por tres documentos principales: El modelo de desarrollo para los territorios de montaña; los criterios que deberán cumplir los proyectos de nieve y los aspectos clave a tener en cuenta para definir un futuro posible para la agricultura y ganadería en zonas de montaña. Junto a esto, se ha entregado un informe en el que la Mesa hace un balance del trabajo realizado y destaca la necesidad de elaborar un mapa, con una perspectiva del 2020, que recoja de forma conjunta los espacios protegidos que se consideren oportunos, como la ampliación de la red natura, el Parque de los Pirineos o la Reserva de la Biosfera, y aquellos proyectos de desarrollo que, de manera sustancial, afectarán a los territorios de montaña y que, demandados por el territorio y cumpliendo los criterios aprobados en la Mesa, pudieran presentarse como fruto de un acuerdo conjunto.

El coordinador de la Mesa, Ignacio Celaya, director general de Participación Ciudadana del Gobierno de Aragón, ha destacado lo novedoso del foro establecido, “que nació para explorar si es posible pasar del no, al así no, para rescatar lo que nos une y presentar lo que nos diferencia, para superar mitos, desde la información, la deliberación, la transparencia”. La Mesa ha celebrado en este año de trabajo 20 reuniones, lo que supone 80 horas de deliberaciones, según indican desde el Gobierno aragonés.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.