Atascada la negociación entre aramón y sallent por los abonos gratuitos

El consejo de administración de Aramón, reunido ayer, mostró la voluntad de la empresa participada por la DGA e Ibercaja de flexibilizar la propuesta lanzada hace un mes de cobrar un 50% los bonos de temporada a los residentes de los municipios del entorno de las estaciones de esquí, aunque mantiene el criterio general de acabar con la gratuidad, un asunto que se ha convertido en una fuente de conflicto con los ayuntamientos.

El presidente de Aramón, Manuel Guedea, informó a los consejeros sobre la marcha de las negociaciones. En el caso de Sallent de Gállego están atascadas ante la postura del Ayuntamiento, que sigue considerando «innegociable» la gratuidad. Si no avanzan las conversaciones, el grupo de la nieve aplicará el principio general, es decir, cobrar un 50% a los adultos (unos 350 euros) y un 10% a los escolares. No obstante, todavía no se ha tirado la toalla y hay «máxima voluntad» de encontrar un punto de acuerdo.

Con el que prácticamente está cerrado es con Panticosa. A falta de algunos flecos, aquí se seguirá manteniendo el precio simbólico de 20 euros a cambio de no pagar el canon de ocupación de monte público. En las estaciones turolenses regirá el cobro del 50% salvo alguna excepción; y en Benasque, aún está por cerrar la negociación, con cruces de propuestas entre una y otra parte.

La solución definitiva se espera para un consejo de administración la próxima semana, ya que la temporada está a punto de comenzar, a falta únicamente de que haya nieve suficiente en las pistas.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.