Aragón tendrá una ley de seguridad para las estaciones de esquí antes de octubre

JESÚS MORALES. Madrid | La próxima temporada de esquí en Aragón se estrenará con nuevas normas para usuarios y estaciones. El Departamento de Industria de la DGA prepara una ley que definirá los tipos de pista y acotará sus usos, exigirá el casco protector para todos los usuarios, prohibirá los saltos en las pistas normales y unificará el sistema de señalización de todas las estaciones aragonesas.

Estos planteamientos forman parte del anteproyecto de ley que en las próximas semanas enviará el Gobierno de Aragón a las estaciones de esquí de la Comunidad y que se centrará exclusivamente en materia de seguridad. El grupo de técnicos encargado de redactarlo -que se reúne hoy para intentar cerrar el borrador- lleva ya un año trabajando en el texto. Una vez que se apruebe y se plantee a las diferentes estaciones, la DGA lo enviará a las Cortes, con el objetivo de que la nueva ley esté en vigor para la próxima temporada de nieve.

El aspecto que más está retrasando su redacción es decidir la fórmula para controlar su cumplimiento dentro de las estaciones. La DGA rechaza habilitar al personal de pista para poner sanciones a los usuarios en caso de que incumplan las normas. Aunque todavía no se ha cerrado el modelo, se podría plantear algún tipo de policía de pista, como ocurre ya en otros territorios.

En este punto, la propuesta de la DGA difiere de otra aprobada por el Senado, que pretende marcar unos criterios comunes mínimos de actuación en todas las Comunidades. La posición clara de la DGA choca con una conclusión de la Cámara Alta, que plantea dar cobertura legal «suficiente para que el personal del servicio de pistas y remontes pueda actuar como agentes jurados para velar por el cumplimiento de las normas». Eso sí, plantea la posible colaboración de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Otra de las diferencias entre DGA y Senado reside en el uso del casco. Mientras el Ejecutivo aragonés plantea de momento el casco obligatorio para todos los usuarios, el Senado lo restringe a los menores de 14 años.
Aforo y aparcamientos

La ley aragonesa también tendrá un apartado para regular el aforo de las pistas. En principio, se señala que las diferentes estaciones fijarán sus límites, que en algunos casos están más marcados por la capacidad de sus aparcamientos que de las propias pistas.

La disponibilidad de plazas para los coches también ha encontrado su hueco, aunque esta vez en la propuesta del Senado, que pide que se anuncie antes de llegar a la estación la disponibilidad o no de plazas en el aparcamiento y su aforo total.

Por último, la futura ley aragonesa también regula el paso de animales a través de las pistas y la prohibición de vehículos de motor dentro de éstas (a excepción de los de la propia estación de esquí).

El documento del Senado ha contado con una amplia colaboración de representantes aragoneses. Además de los senadores Marta Gastón (PSOE) y José María Mur (PAR), han participado como ponentes Roberto Morales (Panticosa) y Eduardo Roldán (Candanchú).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.