Aliaga niega la existencia de cualquier «pelotazo» en la gestión de aramón

 El consejero de Industria, Comercio y Turismo del Gobierno de Aragón, Arturo Aliaga, rechazo hoy enérgicamente la existencia de cualquier «pelotazo» en la gestión de Aramón, como dejó entrever el PP, y aseguró que sin construir hoteles en las estaciones «no hay esquiadores«.

Aliaga respondió en el pleno de las Cortes a una interpelación formulada por el diputado del PP José Ignacio Senao sobre la política general en el sector de la nieve en esta legislatura, que el popular criticó, especialmente en cuanto a la gestión de Aramón.

El consejero insistió en que «no hay ni una sola vivienda» en las estaciones construida por Aramón, pero recalcó que es necesario construir hoteles porque en caso contrario «no se puede traer gente a esquiar«, como también hay que hacer aparcamientos y poner a disposición de los turistas «camas calientes«.

Aramón está haciendo «bien» las cosas y es un modelo que están copiando en otras comunidades e incluso en otros países.

La inversión de la sociedad, participada al cincuenta por ciento por el Gobierno aragonés e Ibercaja, asciende a 124 millones de euros, y en 2008 está prevista una ampliación de 11,8 millones.

En cuanto a nuevos proyectos, está previsto actuar con 25 millones en las estaciones de Teruel y 30 millones para la ampliación de Panticosa.

La política del Gobierno de Aragón es, añadió, como la nieve «inmaculadamente blanca y clara«.

Y los objetivos generales en los que ésta se enmarca son potenciar el sector en todas sus vertientes; reforzarlo para contribuir a la desestacionalización con alternativas de turismo de naturaleza, aventura y congresos en verano; maximizar la calidad del servicio; modernizar las instalaciones y poner en marcha planes de expansión; impulsar el crecimiento sostenido en las zonas de influencia, y posicionar al sector en mercados nacionales e internacionales.

Además de Aramón, los programas de promoción, los convenios con Pirenair para atraer esquiadores, la presencia en ferias, la potenciación de la marca «Pirineos» o el papel de la Central de Reservas son instrumentos para conseguir estos fines y para consolidar a las estaciones aragoneses «como unos de los mejores destinos en el sector de la nieve y en servicios complementarios«.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.