Propuesta de ley: las montañas de aragón se la juegan

Como hace tiempo venimos anunciando, la empresa Aramón planea una serie de recalificaciones urbanísticas en un espacio público protegido, situado junto a la estación de esquí de Formigal, para construir urbanizaciones privadas. La Plataforma para la Defensa de las Montañas de Aragón, en lucha continua para proteger las reservas naturales y el hábitat de las montañas, intentará mañana que estas construcciones no se llevan a cabo.

Para ello, la Plataforma creó en marzo de este año una propuesta de Ley para la Protección de la Montaña apoyada por la Iniciativa Legislativa Popular, encargada de recoger las firmas necesarias para poder presentar ante las Cortes de Aragón esta propuesta. La campaña fue un éxito, ya que se recogieron el doble de las firmas que se buscaban (30.000).

De esta forma, mañana la Plataforma presentará y defenderá ante las Cortes su propuesta de Ley. Algunos de los partidos implicados en la votación para admitir o no la propuesta ya se han decantado a favor de ella. Eso es lo que ha ocurrido con IU y Chunta Aragonesista (CHA), que ya han declarado que van a apoyar en el pleno de las Cortes de Aragón la toma en consideración de la Iniciativa Legislativa Popular. Esta ley que quieren promulgar propone «establecer un régimen de protección especial para la alta montaña», es decir, todos los territorios por encima de 1.500 metros.

Declaraciones partidos
El texto propone, entre otros aspectos, establecer una moratoria de dos años para la «creación, modificación o ampliación de estaciones de esquí y centros invernales que se pretendan instalar en áreas de alta montaña». Mañana, uno de los primeros puntos del orden del día del pleno será debatir si se toma o no en consideración la propuesta. Si sale adelante, las Cortes abrirán un periodo de enmiendas y alegaciones para ser finalmente votada. Si no la apoyan la mitad más uno de los diputados, será descartada.

La diputada Yolanda Echevarría, del partido regionalista CHA, considera «necesaria una normativa para regular y proteger la montaña; más, cuando la DGA apoya proyectos de dudosa viabilidad». Este partido supone un apoyo importante, ya que cuenta con 9 escaños en las Cortes.

Mientras que Adolfo Barrena, del otro partido que va a apoyar la propuesta, IU, destacó la excesiva presión urbanística a la que se ve sometido el Pirineo, que considera que puede ser insostenible. Ambos destacaron el amplio apoyo social de la propuesta.

Sin embargo, los grupos mayoritarios de las Cortes, aún no han decidido su voto. PP y PAR, con 22 y 8 escaños respectivamente, todavía no han dado a conocer sus intenciones. Tampoco lo ha hecho el PSOE, partido que en estos momento gobierna en las Cortes con sus 27 escaños. Aunque todo apunta que votará en contra. Por lo tanto, la esperanza de la Iniciativa Legislativa Popular depende de que PP y PAR se unan a la opinión dada por IU y CHA.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.