Aramon espera una afluencia “media” a las pistas durante las fiestas navideñas

Aunque el invierno comenzó oficialmente ayer martes, los termómetros continúan marcando temperaturas más propias del inicio de la primavera y el buen tiempo seguirá instalado en la provincia de Teruel, como en casi toda la Península, durante las fiestas navideñas. Como consecuencia, el grupo Aramon se vio obligado a cerrar el pasado domingo la estación de esquí de Javalambre, aunque mantiene abierta la de Valdelinares, que todavía ofrece siete kilómetros a los amantes del deporte blanco. El director de Nieve de Teruel, Mario Gómez, indicó que, ante estas circunstancias, esperan afluencias medias en lugar de muy altas, como es habitual en estas fechas.

Aramon Javalambre publicó el pasado domingo en su página de Facebook el anuncio del cierre de la estación «hasta que se den las condiciones adecuadas como para poder volver a abrir». Esperamos que este cierre obligado sea lo más breve posible», añaden.

«Lamentablemente, el invierno y la nieve siguen sin hacer aparición. Hemos hecho todo lo humana y técnicamente posible para poder ofrecemos unos kilómetros en los que pudierais disfrutar de vuestro deporte favorito, pero ha llegado un momento en el que esto ya no es posible», explicaron en su página los responsables de la estación. Además, recordaron a sus usuarios que los forfaits son válidos también para Valdelinares.

Entre tanto, esta última estación continúa abierta y cuenta con 7 kilómetros esquiables y espesores de entre 10 y 30 centímetros de nieve primavera. Allí están en funcionamiento dos remontes y cinco pistas, 4 azules y una verde.

El director de Nieve de Teruel, Mario Gómez, comentó ayer que las nieve está dura por la mañana pero que se va soltando a lo largo del día y que «es muy buena para esquiar» y que están trabajando para que continúe en las mismas condiciones durante el inicio de las fiestas de Navidad. Según las previsiones que maneja el grupo Aramon, no se espera que las condiciones meteorológicas cambien estos días y no disponen de datos a más largo plazo.

Afluencia media

Gómez explicó que estos días navideños «son los de más afluencia a las pistas de todo el invierno» y reconoció que las previsiones meteorológicas «no están ayudando» en esta ocasión. «Esto provocará que la afluencia sea media en lugar de muy alta», admitió. Por eso, esperan que finalmente las condiciones cambien dado que «es muy importante que las estaciones estén abiertas porque supone una inyección económica muy importante para la zona», dijo.

A pesar de todo, la estación está recibiendo a un buen número de esquiadores todos los días, procedentes sobre todo de la Comunidad Valenciana. «Hay gente que ya ha cogido vacaciones, como los estudiantes universitarios, y que está aprovechando estos días para esquiar», precisó.

Las dos estaciones de esquí turolenses abrieron sus puertas el pasado 28 de noviembre con algunas novedades. En Valdelinares, se han instalado paravientos en la cabecera de las pistas y creado una zona Skity para los más pequeños en la zona alta del telesilla, así como nuevos módulos para un rediseñado Snowpark en la pista Villarejo. Además, se ha mejorado el enlace a la pista Bujarones. Asimismo, se ha remodelado el servicio de radiología del centro médico. Entre tanto, en Javalambre también se han creado una zona de bautismo en nieve y una pista verde para debutantes y el sector Sabina cuenta con un nuevo centro médico para dar una mejor atención.

Temperaturas agradables

El buen tiempo seguirá instalado en casi toda la provincia de Teruel durante las fiestas navideñas con temperaturas muy agradables, por encima de la media para esta época del año, salvo en las zonas bajas donde aparezca la niebla, y ausencia de precipitaciones.

El delegado territorial de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Aragón, Rafael Requena, indicó que «a corto plazo, no hay perspectivas de que el tiempo cambie porque los frentes que podrían entrar en la provincia se deshacen antes de llegar». Y es que, «la situación atmosférica está bloqueada por las altas presiones» no solo en España, sino en buena parte de Europa, indicó.

Esto provocará en la provincia de Teruel «carencia de precipitaciones y cielos despejados, que harán que las temperaturas máximas vayan cogiendo valores por encima de lo normal en las zonas libres de niebla».

Además, Requena indicó que está presente el fenómeno de la inversión térmica que provoca que las temperaturas sean más altas en las zonas de mayo altitud. Así, ayer martes, en las horas centrales del día, el termómetro marcaba 12 grados en la capital turolense, 16 en Griegos, 17 en Calamocha y Tramacastilla y 18 en Valdelinares, mientras que en Híjar no pasaba de los 6 grados a causa de la niebla.

El delegado de Aemet en Aragón señaló que «es complicado que cambie la situación hasta final de año», aunque la semana que viene entrará un frente «muy débil», que podría dejar algo de precipitación en los Pirineos. «Habrá que esperar a que acabe 2015, pero no parece que pueda caer precipitación, ni mucho menos nieve», añadió.

En cuanto a las temperaturas, indicó que como no se prevé la entrada de viento de componente Norte, como sí ocurrió hace un mes, habrá heladas de escasa consideración. Entonces se llegaron a los 12 grados bajo cero, lo que permitió la creación de nieve y la apertura de las estaciones de esquí.

«Parecía que el invierno llegaba en noviembre, pero las previsiones se han venido abajo y estos días tendremos temperaturas por encima de lo normal, heladas suales y algunas nieblas», comentó.

En este sentido, precisó que ayer en Teruel capital hubo dos grados bajo cero pero que en localidades como Valdelinares no llegó a helar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.