La plataforma apoya la urgente protección del anayet

La decisión anunciada por el Consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, Alfredo Boné, de iniciar los trámites para la protección del macizo montañoso de Anayet son recogidas con satisfacción por los grupos y personas que integran la Plataforma en Defensa de las Montañas de Aragón.

En días pasados, Alfredo Boné comunicó públicamente la pretensión de la Diputación General de Aragón de iniciar un Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN) en una zona de 30.000 ha. que podría desembocar en la creación del tan esperado y reivindicado Parque Natural del Anayet. Ello supondría la protección legal y efectiva de una buena parte de este territorio cuyo núcleo central tiene la singularidad de ser un viejo pitón volcánico, y donde no faltan valles o lagos glaciares y especies de fauna y flora alpina tan emblemáticas como el quebrantahuesos o la perdiz nival.

De esta manera el Consejero recoge las reclamaciones que diversas organizaciones efectuaron con la firma en 1999 del Manifiesto del Anayet (ver documento adjunto), y que se han visto retomadas en el último año por las asociaciones ecologistas que componen la Plataforma en Defensa de las Montañas, o más recientemente por una propuesta lanzada desde la Federación Aragonesa de Montañismo. Ello supone un cambio de actitud del Gobierno autónomo, y se da un paso adelante en la tarea loable de proteger los paisajes, ecosistemas y valiosos elementos naturales que atesoran nuestras montañas, dentro de la búsqueda de lo que debe de ser el verdadero “desarrollo sostenible”.

Lamentablemente esta decisión llega con retraso, cuando buena parte del valle de Espelunciecha ya ha sido afectado drásticamente por las impactantes obras de ampliación de la estación de esquí de Formigal, y que ha llevado a cabo la empresa Aramón, holding de la nieve formado a partes iguales por la entidad financiera Ibercaja y el Gobierno de Aragón.

Por todo ello, y antes de que sea tarde, la Plataforma quiere llegar más al fondo de la cuestión e incidir en la prioritaria necesidad de que los límites del futuro espacio protegido imprescindiblemente deben recoger en su interior no sólo la cumbre, los lagos y turberas de Anayet, sino toda la totalidad de los valles de Izas, Canal Roya y parte de valle de Espelunciecha, zonas naturales todavía no afectadas por las obras de ampliación y unión de las estaciones invernales.

Para la Plataforma en Defensa de las Montañas, los diversos proyectos planteados sobre la mesa por Aramón y algunos entes locales, deben obligar al Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón a publicar cuanto antes el decreto de inicio del PORN del Anayet, y a iniciar un trámite de urgencia para la protección legal de la zona, aspecto que se halla contemplado por la legislación vigente de espacios naturales protegidos. Estas dos acciones, de gran importancia o más que la declaración de intenciones, conseguirían que las áreas más vulnerables y amenazadas quedaran a salvo de una destrucción y desfiguración irreversible como la que hemos visto en el último año en las proximidades del Portalet y la Reserva de la Biosfera “Ordesa-Viñamala”. Estos dos trámites requieren de una prioridad por parte del Departamento de Medio Ambiente, ante los retrasos y el tiempo que conlleva la realización y aprobación de un documento técnico tan complejo como es un PORN (hay otros PORN iniciados con retrasos de más de 5 años).

En próximos días, la Plataforma para la Defensa de las Montañas de Aragón se dirigirá al Consejero de Medio Ambiente para solicitar una reunión entre el Departamento que él dirige, junto con montañeros y otros colectivos sociales interesados, donde se aúnen posturas en la protección de la montaña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.